Chanel N°5

Primero en ventas desde hace 87 años, el perfume emblema de Chanel se renueva

En 1920, las mujeres olían como flores. De a una por vez: perfume de rosa, jazmín o lavanda. Pero en 1921, la legendaria Gabrielle Coco Chanel decidió que quería un perfume de mujer “que oliera como mujer”. Tenía en mente el concepto del primer perfume abstracto, sintético, tanto que por nombre llevaría un número: Chanel N° 5, que salió a la venta en 1924 como eau de toilette. Desde entonces, nunca dejó de ser la fragancia más vendida. Y a sus 87 años, el perfume se refresca con una nueva versión, Eau Première N°5, más transparente y liviana, pero con su esencia misteriosa intacta, como siempre.

En el mundo se vende un frasco de Chanel N° 5 cada 30 segundos. París era una fiesta en la década del 20 y Coco, su mejor anfitriona, primero con sus sombreros y después con sus vestidos y su ropa fácil de llevar. Hasta entonces, los modistos hacían ropa, y los perfumistas, perfumes. Pero en una comida con el gran duque Dimitri de Rusia surgió la idea de lanzar un perfume Chanel. El mismo duque le presentó a mademoiselle Chanel el que sería su primer nariz, Ernest Beaux, antiguo perfumista de la corte de los zares.

Quizá porque la elegida fue la quinta muestra que Beaux le presentó, o porque el 5 era su número de la suerte, o porque coincidía con el número de su signo en el zodíaco, Leo. Coco nombró N° 5 a la fragancia emblemática del siglo XX, que se convirtió en leyenda cuando en 1954 Marilyn Monroe confesó a un periodista que dormía con sólo unas gotas de Chanel N° 5. El frasco también era diferente: sobrio, despojado, de líneas rectas y ángulos redondeados. Como el mejor traje Chanel.

La fórmula, inspirada en la frescura de los lagos del Círculo Polar, fue la primera que incluyó aldehídos, cuerpos sintéticos extremadamente volátiles, que dan carácter aéreo a la riqueza floral del N° 5, que tiene 80 componentes. Los protagonistas son el jazmín de Grasse, que se obtiene del injerto del jazmín grandiflorum en jazmín officinale, y la rosa de mayo, que florece durante tres semanas. Son tan delicadas que Chanel cultiva sus propias plantaciones. Se conjugan con ylang-ylang de Comores y nerolí de Grasse, y a su paso se sienten notas amaderadas (sándalo), vainilla y vetiver de Bourbón.

El tercer nariz de la casa, Jacques Polge, llegó en 1978, tras el paso de Henri Robert. Reinterpretó en 1986 la fragancia y creó Eau de Parfum N° 5, que sumó en la salida notas hesperidadas (pertenecen a la familia conformada por aceites obtenidos tras exprimir la cáscara de frutas como la bergamota, el limón, la naranja y la mandarina. En el caso del Eau de Parfum se refiere al nerolí de Túnez). En Eau Première, su versión más reciente, la composición sigue intacta y secreta (se guarda en una cámara acorazada ). Sólo que el ylang-ylang es más ligero y discreto.

Entre alquimia y tecnología, el centro de producción Chanel conserva procesos artesanales y de lujo, como el baudruchage para el cierre perfecto del extracto del N° 5: en el cuello del frasco se coloca una membrana sujeta por dos vueltas de perlé negro. Desde ahí, Polge habla de los perfumes Chanel, y del N°5 en particular.

– ¿Treinta años en Chanel?

-Me siento privilegiado ya que tengo un papel muy especial. Soy el perfumista de una marca que es única, ya que desde la creación del primer perfume, el N° 5, hemos siempre creado nuestros perfumes, somos los dueños de todas nuestras fórmulas y siempre han habido narices integradas a la casa. Yo soy la tercera generación.

-En esta re edición del Chanel N° 5, ¿qué cosas se mantienen inalterables?

-Eau Première N° 5 es una evolución del N° 5 adaptada a las personas de la actualidad. Es para las mujeres que nunca se han atrevido a adoptar el N° 5 y que se animarían ahora. Es una versión más fácil, más fresca, más ligera y más moderna. El Eau Première y el N° 5 tienen los mismos acordes: jazmín, rosa, ylang-ylang, sándalo. El Eau Première N° 5 sigue siendo fiel al N° 5 e integra nuevas moléculas. A menudo es con nuevos materiales que se crean nuevas fragancias.

-¿Cuánto tiempo estudió estos cambios?

-No mucho tiempo, alrededor de seis meses. Conozco muy bien el universo del N° 5 ya que uno de mis principales deberes es mantener la calidad de los perfumes creados por mis predecesores. Además, hace unos años creé el Elixir Sensuel N° 5 (fórmula sobre una base aceitosa), olfativamente cercana al Eau Première N° 5. Por lo general, la creación de un nuevo perfume me toma varios años, alrededor de tres.

-¿Cómo evita que el N° 5 se transforme en un aroma convencional, después de tantos años de éxito?

-El N° 5 es muy importante para Chanel, pero también para el mundo de los perfumes, ya que fue el primer perfume de costurero y rompió todos los códigos de la perfumería de esa época: por su nombre, la forma del envase, la fórmula y la selección de las materias primas. El nivel de publicidad en relación con este perfume siempre ha sido de muy alto nivel y calidad, con la elección de las musas como Catherine Deneuve, Carole Bouquet, Ali MacGraw y Nicole Kidman. Pero lo más importante, lo que explica la longevidad de este perfume, además del mito, es su misterio (ese que se guarda bajo siete llaves).

-¿Cómo es su labor cotidiana? ¿Aún viaja de estación en estación custodiando las flores?

-Tengo tres ocupaciones principales: la creación de las nuevas fragancias; la responsabilidad de todo lo que tenga un olor en Chanel, como maquillaje y tratamientos, y verifico la calidad de todos los perfumes de la casa, los que he creado y los creados por mis predecesores. Durante el año, con mi equipo selecciono y controlo todos los productos que entran en la composición del perfume y, sobre todo, las materias primas que son naturales. Para mí, no hay un buen perfume sin un porcentaje importante de materias primas naturales.

-¿Sigue siendo Chanel N° 5 un perfume tan caro de producir que es imposible de ser imitado?

-La fórmula del N° 5, compuesta con más de 80 ingredientes, sigue siendo ante todo tan secreta que nadie ha logrado imitarla. Y es lo que hace su fuerza desde sus 87 años de existencia, la constante calidad de sus materias primas y de su fórmula.

-¿Le gusta sentirlo en las mujeres que lo rodean?

-Es la mejor recompensa para un perfumista y es una verdadera emoción. Me gusta también sentir una de mis creaciones en una mujer que cruzo en la calle. De repente, sucede algo muy íntimo con esa persona que nunca has visto y que no conoces. Sientes el perfume una vez que la persona ha pasado y si por casualidad la ves y es muy guapa podemos estar tentados de creer que es debido al perfume que lleva.

-¿Cuántos aromas es capaz de distinguir? ¿Cuál es el más placentero?

-Siento de 50 a 100 olores, y más por día. Tengo una memoria olfativa de miles de olores. Me gusta especialmente el jazmín, debido a que esta flor muy frágil es una mezcla de sensualidad y frescor, es muy intensa. Para mí es la flor más sutil.

-De todos los perfumes que ha creado, ¿cuál le gusta más?

-El próximo, ya que lo estoy trabajando mucho, y siempre me entusiasmo para que sea un éxito.

-¿A qué huele su casa? ¿Cómo le gusta oler a usted?

-Al igual que yo, mi casa transporta los olores que me impregnan todo el día.

-¿Cuándo supo que sería perfumista?

-Yo no elegí esta profesión porque tenía un sentido del olfato especial. Fue más bien una cuestión de casualidad. Estudié literatura e inglés en Aix-en-Provence. Un día descubrí que una empresa en Grasse buscaba narices para su filial de Nueva York. Era una aventura real y quería intentarla. Antes de partir adquirí todos mis conocimientos de base en Grasse, pero es en Nueva York donde comencé a comprender realmente lo que era esta profesión. Pienso que si mis padres no hubieran escogido la región de Grasse como lugar de residencia, nunca me hubiera convertido en perfumista. .

Por María Paula Zacharias

lanacion.com|

Jueves 04 de diciembre de 2008 | Publicado en edición impresa

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s